miércoles, 27 de agosto de 2014

Mirarte.

Alguien dijo una vez que el espejo del alma es la cara, pero creo que estaba equivocado. El espejo del alma es la mirada y...

Si te miro, sé que es beso, qué es deseo
o qué es sexo.
Si te miro sé que es belleza. Si te miro sé que
es llanto, qué es pureza.
Si te miro callo y asiento. Si te miro me hago
de aire y se me pasa el tiempo.
Si te miro, soy paloma que surca los siete
mares y los cuatro vientos.
Si te miro soy fuente de esperanza
en el más desolado desierto.
Si te miro con un guiño, me pellizco y
pienso sí será esto cierto.
Si te miro caigo, me pierdo en mares de
color negro de donde no quiero salir.
Si te miro, eres calma en la tempestad.
Si te miro soy capaz de creer en la
esperanza de la humanidad.
Si te miro, ya no sé si estoy loco
o si estoy cuerdo.
Si te miro soy poeta y tú,
tú eres poesía en movimiento.

1 comentario:

  1. Sigues siendo poeta de bragueta como tantas veces reiteraste? :)

    ResponderEliminar